Contra el desánimo.

En educación hay muchas y pocas cosas claras a la vez, pero una de ellas es que no hay fórmulas mágicas. Aunque una sí que nos atrevemos a decir: cuando los padres y madres mejoran, mejor dicho luchan por mejorar, automáticamente mejoran los hijos.

Para eso hace falta esfuerzo, ganas, ayuda… pero sobretodo saber qué es lo que queremos, qué objetivo marcamos, y luchar por conseguirlo. El desánimo viene cuando no sabemos cual es el objetivo.

Ahí va un video que nos puede ayudar, o no, pero me ha parecido gracioso.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s