Un pequeño torbellino… anda por tu casa o tu clase.

Hace unos días decíamos aquello de “mejor so que arre”. Ahora más de lo mismo. Si un pitufo de 6-7 años no rebosa vitalidad y alegría, no para quieto ni un segundo… algo malo está sucediendo.

Un consejo: procura llevarlo al campo lo más a menudo posible. Y en el fondo anímate, es muy sano que tenga tanta vitalidad. Por su desarrollo físico, no puede estar quieto mucho tiempo. Pero, a veces, su carácter tan movido puede provocar serios problemas familiares o sociales.

¡Incluso a veces necesita ensuciarse y hasta romperse la ropa!

un torbellino

(Cliqueu damunt per veure-la en gran)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s